Palabra Del Aliento Para Bendecirte Hoy

Palabras de Aliento

 

El comienzo tardío

Por Rafael J. Millán

Lo que para ti es imposible, porque dices que ya no es tiempo, si Dios te da la palabra,  va a suceder.

<

 

 

Génesis 11:27-32"....Estas son las generaciones de Taré: Taré engendró a Abram, a Nacor y a Harán; y Harán engendró a Lot....." Abraham tuvo dos hermanos , Harán y Nacor, pero Harán murió dejando a un hijo llamado Lot. Abraham por mandato de Dios se fue de su casa y de su parentela siendo de edad de setenta y cinco años, Sara su esposa además de ser estéril era también anciana, durante su peregrinar Dios le promete un hijo a Abraham, pero, la promesa se cumplió después de veinticinco años de haber salido de su casa, Abraham para poder alcanzar la promesa dice la palabra que esperó con paciencia (Hebreos 6:15), que creyó en esperanza contra esperanza (Romanos 4:18), es decir, que vivió por fe y no por vista, cuando consideró su cuerpo siendo de casi cien años no se debilitó sino que por el contrario se fortaleció en fe dando gloria a Dios (Hebreos 4:19-21).

Mientras Abraham estaba caminando en fe como forastero en tierra ajena creyendo en esperanza en esperanza, su hermano Nacor ya tenía hijos, es decir, su hermano "comenzó primero". Hebreos 24:23-24"y dijo: ¿De quién eres hija? Te ruego que me digas:…..Y ella respondió: Soy hija de Betuel hijo de Milca, el cual ella dio a luz a Nacor". Con el transcurrir de los años Isaac el hijo de Abraham se casó con una nieta de su hermano Nacor, es decir, su hermano lo aventajaba en una generación.

No importa que otras personas hayan "comenzado primero", por ejemplo que se hayan graduado, casado primero que tú, o que tengan hijos, empresas, etc., si le sigues creyendo a Dios el fruto tuyo va a trascender por encima de cualquier persona que no viva dentro de la voluntad de Dios, porque la bendición de Dios es la que enriquece y no añade tristeza con ella, el fruto de Abraham fue el que permaneció y permanecerá. Si estás preocupado porque has perdido tiempo, quiero decirte que tus tiempos están en las manos de Dios, Oral Roberts dijo "Nunca es demasiado tarde si tú sientes que Dios te ha llamado",

no debemos nunca compararnos con nadie sino más bien descubrir a lo que Dios nos ha predestinado y continuar fieles a las promesas de Dios, porque todas ellas tienen cumplimiento, por ejemplo muchos ceden a las presiones de la sociedad que les dice ¿por qué no has logrado o adquirido esto o aquello?, ¿por qué no te has casado?, etc., y se afligen como le sucedía a Ana la madre del profeta Samuel.

Dios concede los deseos del corazón, Abraham tuvo a su hijo a los cien años, ¿será que Abraham pudo ver a su nieto Jacob?, saquemos la cuenta a través de la Palabra:

Gn.21:5"Y era Abraham de cien años cuando nació Isaac su hijo", Abraham tenía cien años cuando nació su hijo.
Gn.25:7"Estos fueron los días que vivió Abraham; ciento setenta y cinco años". Abraham vivió ciento setenta y cinco años, es decir, Abraham murió cuando su hijo Isaac tenía setenta y cinco años.
Gn.25:26"Después salió su hermano, trabada su mano al calcañar de Esaú; y fue llamado su nombre Jacob. Y era Isaac de edad sesenta años cuando ella los dio a luz", El nieto de Abraham nació cuando tenía ciento sesenta años, entonces si Abraham murió a los ciento setenta y cinco años quiere decir que si vio a su nieto, pero, a continuación leeremos un verso donde lo aclara mejor.
Hebreos 11:9"Por la fe Abraham habitó como extranjero en la tierra prometida como en tierra ajena, morando en tiendas con Isaac y Jacob,…", Abraham moró en tiendas con su hijo y con su nieto.
Abraham a pesar de haber "comenzado tarde", teniendo a su hijo en la vejez, Dios le concedió que viera a su nieto por quince años, Dios concede las peticiones del corazón, Pr.10:24"…Pero a los justos les será dado lo que desean", la Palabra dice que a los justos les será dado lo que desean, yo me imagino que Abraham en su corazón quería compartir con un nieto, pero si ni siquiera tenía un solo hijo ¿cómo vería un nieto?, y cuando por fin tuvo a su hijo era un anciano, y por si fuera poco su hijo tomó a su mujer a los cuarenta años y su nuera era estéril, más oscuro entonces se le ponía el panorama.

Gn.25:26"…Y era Isaac de edad de sesenta años cuando ella los dio a luz", la nuera de Abraham dio a luz después de veinte años de casada, todo este panorama no le impidió a Dios concederle a Abraham su amigo el deseo de su corazón. Muchos dicen quiero ser empresario pero no tengo ni la cuarta parte de lo que necesito para empezar, otro tal vez dicen quiero ver a mis nietos pero ni siquiera tengo esposo o esposa, y así tantas limitaciones naturales, pero, si la voluntad de Dios es entregarte esas cosas nadie lo va a detener, considera lo que tuvo que pasar Abraham. Lo que para ti ya aparentemente es imposible, porque dices que ya no es tiempo, si Dios te da la palabra, va a suceder. Salmo 37:4 "Deléitate asimismo en Jehová, Y Él te concederá los deseos de tu corazón".

La fe de Sara

Hebreos 11:11"Por la fe también la misma Sara, siendo estéril, recibió fuerza para concebir; y dio a luz aún fuera del tiempo de la edad,…" Sara al igual que Abraham era una anciana y estéril, y dice la Palabra que por la fe recibió fuerza para concebir y dar a luz aún fuera del tiempo, entonces ella también tiene el reconocimiento de mujer de fe, pero, es oportuno preguntarnos ¿cuándo y cómo tuvo fe Sara para concebir, si más bien ella en la mayoría de los pasajes de la biblia lo que demostraba era impaciencia e incredulidad?, para citar un par de ejemplos encontramos en Gn.16:2"Dijo entonces Sarai a Abram: Ya ves que Jehová me ha hecho estéril; te ruego, pues, que te llegues a mi sierva; quizá tendré hijos de ella. Y aten dio Abraham al ruego de Sarai", Sara en vista de que habían pasado los años y no concebía incitó a su esposo a que tuviera relaciones con su sierva a fin de adoptar los hijos de ella, esto denota impaciencia e incredulidad, y por último en Gn.18:12-15"…Entonces Jehová dijo a Abraham:¿Por qué se ha reído Sara diciendo: ¿Será cierto que he de dar a luz siendo ya vieja?, cuando los ángeles le anunciaron que pronto tendría un hijo, Sara estaba escuchando a la puerta de la tienda que se encontraba detrás, y se rió y dudó de la palabra de Dios, dijo ¿será cierto esto?, por esto es que nuevamente les invito a que descubramos cual fue el punto de inflexión donde Sara pasó de ser "incrédula a una mujer de fe".

Iniciamos está búsqueda en Génesis 20:1-18"....Y cuando Dios me hizo salir errante de la casa de mi padre, yo le dije: Esta es la merced que tú harás conmigo, que en todos los lugares adonde lleguemos, digas de mí: mi hermano es…..Y a Sara dijo: He aquí he dado mil monedas de plata a tu hermano; mira que el te es como un velo a los ojos de todos los que están contigo, y para con todos; así fue vindicada".

Abraham al llegar a Gerar dijo que su mujer era su hermana por temor a que lo ,mataran por causa de ella, pero aquí Abraham reconoció públicamente que al salir de su casa y de su parentela le había pedido a su esposa que dijera que era su hermana para que le fuese bien a él, para este entonces ya habían transcurrido cerca de veinticinco años y fue después de tanto tiempo cuando Abraham por fin habló, y en el verso dieciséis dice que Sara fue vindicada, ahora bien, ¿qué significa que fue vindicada?, significa que se le hizo justicia, después de tantos años callada sin quejarse por esta situación al fin vió la justicia de Dios.

Hebreos 11:11"Por la fe también la misma Sara, siendo estéril, recibió fuerza para concebir; y dio a luz aún fuera del tiempo de la edad, porque creyó que era fiel quien lo había prometido", en este verso dice que Sara tuvo fe porque creyó que era fiel Él que lo había prometido, entonces el punto de inflexión donde Sara pasó de tener una actitud de incredulidad a una de fe, fue cuando después de tantos años soportando la injusticia de su esposo fue vindicada, es decir, cuando se le hizo justicia, adquirió fe cuando se encontró con un Dios justo un fiel, ella en esos años de incredulidad probablemente ya había perdido la esperanza de que se le hiciera justicia, entonces fue a partir de este momento que la actitud y la vida de Sara cambiaron, inmediatamente después en el capítulo siguiente Dios visitó a Sara y concibió a Isaac, es decir, después de eso adquirió fe.

Sara nunca dijo nada acerca de lo que su esposo había hecho con ella durante tantos años, no se quejó, pero un día Dios le hizo justicia, y fue a partir de ese momento que ella probablemente dijo, "Dios gracias, porque tú eres un Dios fiel, que hace justicia a los agraviados, perdóname por reírme de tus palabras…", Dios al igual que hizo con Sara te hará justicia si tú permaneces fiel, si continúas en sus caminos haciendo las cosas de acuerdo a su Palabra, porque está escrito, ¿acaso no hará justicia a sus escogidos que claman a Él día y noche?.

Dios desea que haya un punto de inflexión en tu vida, tal vez tus palabras y acciones muchas veces no han reflejado a un hombre o a una mujer de fe, incluye si hay amargura en tu vida por injusticias y te sientes impotente por no poder hacer nada, si esperas en Él sin apartarte ni a derecha ni a izquierda la justicia llegará.

Veamos el cambio radical en el comportamiento, actitud y palabras de Sara. Génesis 21:9-12"….Por tanto, dijo a Abraham: Echa a esta sierva y a su hijo, porque el hijo de esta sierva no ha de heredar con mi hijo. Este dicho pareció grave en gran manera a Abraham a causa de su hijo. Entonces dijo Dios a Abraham: No te parezca grave a causa del muchacho y de tu sierva: en todo lo que te dijere Sara, oye su voz, porque en Isaac te será llamada descendencia". Tanto fue el cambio en la vida de Sara, de una mujer que incitaba a su esposo a actuar fuera de la voluntad de Dios como lo fue cuando le dijo a Abraham que se acostara con su sierva, y cuando se rió de las palabras de Dios, etc., que en este pasaje le dijo a su esposo que echara a Ismael y a su sierva, y a Abraham le pareció muy grave esta proposición, pero, el Dios que cambia el corazón, que hace justicia, ahora le dice a Abraham "oye su voz", ahora Sara tenía los ojos espirituales abiertos, ahora sus palabras estaban en el propósito de Dios, pasó a ser una mujer renovada y de fe.

Lo mismo puede suceder en tu vida, de ser tal vez un hombre o mujer menospreciado(a), por sus palabras, actitud y acciones, a ser una persona de fe con testimonio. Salmo 37:6"Exhibiré tu justicia como la luz, Y tu derecho como el medio día"

<