Palabra Del Aliento Para Bendecirte Hoy

Palabras de Aliento

 

Llamados para heredar grandes cosas

Pastor Sahir Akel

Lo importante no es como naciste, sino para qué naciste

 

Cada persona en esta tierra ha sido llamada para alcanzar algo grande.

Aprenda esto: “Dios no ve tus orígenes, Dios no ve de donde saliste, si toda la vida te sentiste inferior a otros, Dios no se basa en los orígenes de las personas para usarlas. Dios solo necesita que la gente que oye esto crea que fue llamada para heredar grandes cosas y a partir de ahí hacerlas importantes en esta tierra.”

Quiero darle tres ejemplos:

Moisés: hijo de un matrimonio judío pobre, para que no lo maten la madre lo puso en una cesta y lo metió a un rio donde lo encontró la hija del faraón, en ese momento la vida, la historia de Moisés cambiaria para siempre, término siendo el gran libertador del pueblo, quebró 400 años de esclavitud.

Amos: Nacido en un pequeño pueblo, se dedicaba a cosechar higos silvestres, los frutos que coman los más pobres del pueblo, pastoreaba ovejas y nunca fue instruido como profeta. Pero Dios lo levanto a declarar y profetizar Rectitud, justicia y en dos años sacudió una nación.

Habacuc: de una familia de servidores, en medio de una crisis de una desigualdad social, en medio de lo mismo que vivimos hoy, un hombre de una familia de servidores, declaro una de las palabras más poderosas que se pueden declarar en medio de una crisis, “Aunque la higuera no florezca, Ni en las vides haya frutos, Aunque falte el producto del olivo, Y los labrados no den mantenimiento, Y las ovejas sean quitadas de la majada, Y no haya vacas en los corrales. Con todo, yo me alegraré en Jehová, Y me gozaré en el Dios de mi salvación.” (3:17-18)

Enseñanza: “No importa dónde estamos hoy, importa donde terminaremos.”
Aprenda esto: “Lo importante no es como naciste, sino para qué naciste”

1 Pedro 3:8-12
Dos claves para heredar grandes cosas:
Primera clave: Tú forma de Vivir.
Segunda clave: La vida en la congregación.

1-Tu forma de vivir es muy importante para tu herencia. La biblia te dice que para amar la vida, y ver días buenos, (no dice tener, dice ver, porque para tener, primero hay que ver) te da unos ejercicios para cumplir:

a) Refrene su lengua del mal: Si no domino la lengua me traerá grandes problemas y me meterá en situaciones que me serán muy difícil salir (por ej.: Lo dije pero no lo quise decir)
Proverbios 21:23 dice: “El que guarda su boca y su lengua, Su alma guarda de angustias.”

b) Y sus labios no hablen engaños: Todos deseamos ver días buenos, tener amor por la vida, y Dios esta de acuerdo, por eso uno de primeros milagros que hará Dios es cambiar esa área de tu vida. Sacará tu boca del engaño, de la mentira.
Salmos 101:7 dice: “No habitará dentro de mi casa el que hace fraude; El que habla mentiras no se afirmará delante de mis ojos.”

Aprenda esto: “Nunca podrás ver días buenos si utilizas la mentira y el engaño como recurso para salir de distintas situaciones.”
Reciba esto: “El engaño puede parecer un buen recurso para salir de diferentes situaciones, pero son una trampa para después”

C) Apártese del mal, y haga el bien: No pensemos que hacer el mal, solo es lo que entendemos, Aprenda esto: “Para Dios hacer el mal es igual a no hacer su voluntad” Por eso, uno ama la vida cuando e l bien, digamos la voluntad Dios.
Isaías 5:20 dice: “¡Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo!

D) Busque la paz y sígala: Jesús dijo: “bienaventurados los pacificadores”. Nosotros somos impartidotes de paz. Porque Dios nos ha marcado con el Espíritu Santo para traer bálsamo a los corazones.

Dios nos habla de seguir lo que es correcto, cuando la paz esta en tu interior, eso te dará dirección, eso te dará como resultado llegar al lugar correcto.

2-La vida en la congregación: La vida entre medio de la congregación es clave para nuestra vida. Dice la Biblia en el Salmo 133:1-3: “¡Mirad cuán bueno y cuán delicioso es Habitar los hermanos juntos en armonía! Es como el buen óleo sobre la cabeza, El cual desciende sobre la barba, La barba de Aarón, Y baja hasta el borde de sus vestiduras; Como el rocío de Hermón, Que desciende sobre los montes de Sión Porque allí envía Jehová bendición, Y vida eterna.”

Esta palabra nos demuestra que algo especial, algo distinto se suelta cuando estamos juntos, unidos. Se suelta una unción que al estar solos no cae.

Porque Dios habita en la unidad, en la alabanza de su pueblo.

¿Cuáles son los beneficios de vivir conectados en el cuerpo?

Los beneficios los podemos encontrar en el cambio de aquellas cosas que solos no podemos vencer.
Aprenda esto: “Es muy importante el poder espiritual que se genera cuando estamos aquí unidos” “Nada puede resistir ese poder” para que esto se suelte, cada uno de nosotros deberíamos dejar de pensar en nosotros, cuando esto pasa, Dios comienza a hacer milagros en medio de su pueblo, toca las familias, desata los trabajos, porque fuimos llamados para heredar grandes cosas. Es por esto que Pedro dice: (Vs.8-9) (leer)
En el final del versículo 9 dice lo que se va a soltar en este día sobre nosotros, “Fuiste llamado para heredar bendición…”

Cuando Dios te dice que sos llamado para heredar grandes cosas te suelta proféticamente lo que la Palabra dice: “El Dios de Abraham, Isaac y Jacob” En otras palabras, Dios bendice mas allá de la tercera generación, para luego volver a renovar el pacto.

Dos mentalidades para alcanzar o perder la herencia.

Mentalidad de desierto y Mentalidad de tierra prometida.

La mentalidad de desierto, será estrecha, no te permitirá ver mas allá del mana, de las codornices, del agua saliendo de la peña.

El problema de la mentalidad de desierto es que solo estas pensando en lo justo, en como poder zafar, los milagros son solo la provisión para pagar la luz, el agua, el cable, el teléfono, etc.…

Pero esto endurece tu corazón, te convierte en incrédulo y en mezquino hacia a Dios. Aprenda esto: “La mentalidad de desierto hace que te confundas al ver a Dios, digamos, Dios quiere servirte, pero no es tu sirviente” El pueblo en el desierto no entendió que Dios no era su sirviente por eso, la mentalidad de desierto inevitablemente te llevará a la pobreza y muerte. Esto te hace perder la herencia.

La mentalidad de tierra prometida: te permite romper las fronteras, saber que hay algo mas allá de lo que estoy viviendo hoy. Me permite saber que tengo herencia, que puedo llegar a algo grande sin deberle nada a nadie.

La mentalidad de tierra prometida hace que creas en que los milagros puedan ocurrir, pero milagros impresionantes, realmente grandes.

En la tierra prometida todo es grande, uno piensa con un fluir, como fluye la leche y la miel.

Números 13:17-20 (Leer) Vs.23 dice: “Y llegaron hasta el arroyo de Escol, y de allí cortaron un sarmiento con un racimo de uvas, el cual trajeron dos en un palo, y de las granadas y de los higos.”
La mentalidad de tierra prometida te permite entender que asi como parece imposible que un racimo de uvas se lleve entre dos, asi será lo grande que Dios nos va a dar.

“Somos llamados para heredar algo grande…

+ Prédicas Escritas | Sahir Akel