Palabra Del Aliento Para Bendecirte Hoy

Palabras de Aliento

 

7 Calves para estimular el espíritu 

Por Esteban Correa

Si estás flaqueando en tus fuerzas y fe, te recomiendo que sigas algunos de estos consejos

 

 

"(…) el justo vivirá por su fe". Habacuc 2:4 (NVI)

Hay algunas cosas que podemos hacer para estimular la fe, auto-motivarnos y no caer en el desánimo.

Si estás flaqueando en tus fuerzas y en tu fe, te recomiendo que sigas estos consejos:

1. Activa tu memoria

Trae a tu mente los recuerdos de vivencias del pasado que te hayan ayudado, milagros que hayas presenciado o experimentado, recuerda cuando Dios te respondió aquello que tanto deseabas, que creías difícil y ¡¡que luego llego!!. Trata de recordar cada detalle y todo eso que cambio tu vida hará que reactives la fe. El mismo Dios que te libró en el pasado ¡¡es el mismo que lo hará de nuevo!! La memoria puede inducirnos a orar, a meditar y a fortalecer la fe de una forma irrefrenable. Dios y los hombres de fe utilizan siempre este método:
"Moisés le dijo al pueblo: «Acuérdense de este día en que salen de Egipto, país donde han sido esclavos y de donde el Señor los saca desplegando su poder". Éxodo 13:3

2. Toma con pasión la palabra de Dios

Las historias bíblicas son cosas que han sucedido también para nuestro ejemplo, no solo enseñan, sino que relatan situaciones similares a las que podemos vivir hoy día. Busca y lee dichas historias para confiar en ese mismo Dios que las produjo, él mismo no te dejará ni te abandonará. Lee los milagros, los hechos de Jesús y de los apóstoles y verás como se te contagiará. No leas por compromiso o costumbre ¡¡lee esperando encontrar tesoros infinitos!!. Hubo momentos en los que leí la biblia con tanta pasión que una sola frase, un breve proverbio o salmo fueron suficientes para levantarme. Cuanto más deseos y necesidad tengamos de la palabra de Dios, más profundamente la recibiremos y gustaremos. Cuando tenemos mucha hambre nos deleitamos con todas las comidas.

3. Música inspiradora

La música tiene un poder fuertísimo en nuestro ánimo y espíritu. Cualquier clase de música que escuches producirá un estado de ánimo espontáneo. La música es una expresión anímica o espiritual, es lo que manifiestan los corazones y logra un incremento y un fluir de los sentimientos. Por eso en el reino de Dios la música de adoración al Señor es irrefrenable, por eso cuando estás contento cantarás alabanzas, adorarás de forma espontánea. Usa la música para levantar tu ánimo, busca aquellas canciones que te estimulan y levantan. Cada uno tiene preferencias diferentes; conéctate con esa música del cielo que es capaz de ponerte en el espíritu de inmediato.

4. Personas que te desafían

A lo largo de tu vida habrás conocido a ciertas personas que te desafiaron a más, ya se de forma personal o por medio de biografías, estas personas te han inspirado. Recuerda a esos personajes ejemplares, vencedores, que tienen una historia que contar, una trayectoria ejemplar y digna de imitar. Personas que hayan logrado cosas grandes y superado pruebas difíciles. Personas que llegaron a cumplir sus sueños e impactar a miles derribando obstáculos. Estas personas, sus palabras, o el solo hecho de contemplar sus vidas, será un motivo suficiente para que te alientes y estimules. Lee sus libros, mira sus videos, recuerda sus palabras y sus hechos.

5. Lugares motivadores

Seguro que tú tienes lugares en los que desearías estar o vivir, paisajes o ambientes que te estimulan. Ya sean ciudades, barrios o establecimientos de cualquier tipo, tal vez no te diste cuenta, pero hay lugares que te ponen bien, crean algo dentro tuyo que hace que te sientas mejor, es bueno que te conectes y busques estar para inspirarte con ellos. Los artistas y autores saben de esto y eligen lugares especiales, cafés, restaurantes, plazas, paseos o lugares despoblados que los ayudan a crear, a pensar, a liberarse de ciertas presiones que tenemos a veces en nuestros ámbitos cotidianos. Toma un tiempo para ir a esos lugares y meditar. Leí que el prolífico autor Watchman Nee se había retirado a un lugar muy tranquilo y solitario para escribir sus más importantes obras, elegía estos lugares para conectarse con Dios y escribir todo lo que había en su corazón. Quizás las mejores ideas o las más revolucionarias en todo ámbito han surgido en lugares especiales, en las vacaciones, en el ocio o en el descanso. No vivas tan atorado en las preocupaciones de la rutina, porque esto te oprime y no te deja liberar al máximo tu fe y la fortaleza que Dios deposito en ti.

"En lugares de delicados pastos me hará descansar; Junto a aguas de reposo me pastoreará". Salmos 23:2

6. Libros especiales

Los libros son una fuente incuestionable de inspiración y fortaleza, la lectura es el método que uso Dios por excelencia para propagar su palabra hasta este día, la palabra escrita pudo trascender tiempo y espacio en todo el mundo para llevar la luz que cambia vidas. Debes leer toda clase de libros, historias, relatos, cursos, manuales, etc. ¿Cuantos libros leíste en los últimos 3 meses? Busca aquellas lecturas que te inspiran, accede a todo lo que ignoras, no dejes tu mente ociosa, cuanto más leas, más habito lograrás, más rápido podrás comprender y enriquecer tu vida. Recuerda: Mente desocupada taller del diablo.

7. Amistad con Dios

Creo que tomar a Dios como un amigo es lo máximo, porque ya no solo somos sus siervos para el trabajo de su obra, o sus hijos nacidos de él, sino que damos un paso más, un paso para los que se atreven a introducirse en el corazón de Dios, a los que se animan a tener amistad con su creador. ¡Esto es glorioso!

No creas que debes ser siempre solemne y formal para relacionarte con Dios, en todo momento, en cualquier lugar y para toda ocasión puedes abrir tu corazón para compartir algo con él. Te desafío en este día a que busques una amistad con Dios. El siempre estará para escucharte y atenderte. Dios debe ser nuestro mejor amigo. Pienso que tener un amigo así es un inmenso motivo para estar inspirado. Vamos, adelante, ¡¡estimula tu fe cada día!!

 

>